lunes, 15 de abril de 2013

EL CONECTIVISMO EN EL AULA


LA NECESIDAD DEL CONECTIVISMO EN EL AULA

 

La teoría que se debe usar en el aula y que involucra a las TIC es la teoría del Conectivismo, que es propuesta como una nueva teoría de aprendizaje para la era digital, para explicar el conocimiento y el proceso del aprendizaje, integrando el uso de las redes de Internet para su manipulación y aprovechamiento ya que la propuesta conectivista está centrada en la inclusión de las tecnologías web como parte de la propia actividad cognitiva para aprender y conocer.

La aparición de la Internet ha cambiado la forma en que nos comunicamos, interactuamos y aprendemos, la inclusión de tecnologías web en la educación ha revolucionado las formas de aprender y de enseñar. La educación formal se mueve hacia una educación combinada presencial y no-presencial para aprovechar el caudal creciente de conocimientos, información y comunicación que fluye en los medios digitales.

En este marco de cambios progresivos la teoría conectivista del aprendizaje se hace más que necesario ya que el conocimiento y el aprendizaje residen en el ciberespacio. Esta teoría señala que el conocimiento y el proceso del aprendizaje residen simultáneamente dentro y fuera del individuo. El punto de partida del conectivismo es el individuo. El conocimiento personal se compone de una red conectada a otras redes, cuya interacción y colaboración retroalimentan el conocimiento de las redes aportando un nuevo aprendizaje y una nueva actualización.

Es importante la integración de las tecnologías web en el aula y/ó conectivismo. Un ejemplo es el uso de los sistemas gestores del aprendizaje como Moodle, Blackboard y otros, que mapean el aula tradicional a la Internet, conservando todas las características y propiedades de una aula presencial haciéndola virtual. Debemos tener en cuenta que la integración de las tecnologías en la educación es un hecho natural e irreversible.

Conectivismo no quiere decir integración de las tecnologías en el aula, sino integración de los individuos a las redes de conocimiento y aprendizaje al través de una red personalizada y autónoma para gestionar su formación, es posible pensar en formar a los estudiantes para vivir en un futuro intensamente conectado donde las Universidades, los sistemas educativos, la sociedad en general, se hayan transformado radicalmente. Los estudiantes por su parte crecen rodeados de tecnología, incorporándola en su quehacer cotidiano y les resulta por tanto natural su integración en el desarrollo de su propia educación. El conectivismo es una alternativa que bien vale la pena explorar dentro de las aulas de la educación básica.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Publicar un comentario